– Los reportes dados a conocer por el INEGI sobre la primera quincena de agosto reportan un incremento del 13.77 por ciento en los alimentos en comparación anual.

El incremento de alimentos continúa golpeando el bolsillo de las y los mexicanos, por lo que es necesario se tomen medidas que contrarresten las alzas registradas, recalcó la diputada Julieta Gallardo Mora, vicepresidenta de la Mesa Directiva de la LXXV Legislatura del Congreso del Estado.

La diputada por el Distrito de Puruándiro, apuntó que los reportes dados a conocer por el INEGI sobre la primera quincena de agosto reportan un incremento del 13.77 por ciento en los alimentos en comparación anual.

“La merma hacia el poder adquisitivo de las personas es cada vez mayor, lamentablemente no vemos una acción determinada desde el Gobierno Federal que permita aminorar esta situación, la cual sin duda continuará en una situación de mayor gravedad debido a los efectos de la crisis económica global por la que atravesamos a causa de la guerra en Ucrania”.

La diputada integrante del Grupo Parlamentario de Morena, recordó que particularmente el conflicto bélico ha afectado el precio de algunos granos, así como de insumos como lo son los fertilizantes.

“Si a ello le sumamos las secuelas de las afectaciones que nos dejó la pandemia y que aún seguimos resintiendo, el panorama resulta adverso, sobre todo para las posibilidades adquisitivas de los más necesitados”.

Julieta Gallardo refirió que el INEGI consigna incrementos en el país que oscilan entre el diez y el 30 por ciento, en productos como la tortilla, el pan blanco, el pollo entero, el bistec de res, o las chuletas de cerdo.

Recordó que el incremento en este tipo de productos, impacta directamente en las calidad alimentaria de miles de mexicanas y mexicanos, quienes al verse imposibilitados de adquirir dichos alimentos deberán optar por dietas alternativas, con un nivel nutrimental precario.